{HyoSeo} Angel's Place {01/??}

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

{HyoSeo} Angel's Place {01/??}

Mensaje por masquerade el Sáb Mar 15, 2014 10:16 am


Título: Angel's Place.
Parejas: HyoSeo.
Tipo: Yuri.
Género: Comedia romántica.
Advertencias: Tonterías everywhere (?)
Notas: No me siento cómoda escribiendo lemon así que no lo encontraréis por ninguna parte. La historia es como si estuviese contada por Seohyun.

CAPÍTULO 1

Spoiler:
Era por la mañana y acababa de salir de casa para así dirigirme al trabajo donde seguro que ya llevaban un buen rato esperándome. Era la quinta vez que iba a llegar tarde aquella semana y no me lo podía permitir, Seguro que esta vez si que me despedirán, no podía evitar pensarlo, el nuevo jefe no era como ninguno de los anteriores, este era frío y estricto, la verdad es que me extrañó bastante que no me hubiese despedido hacía tiempo.

Por aquel entonces trabajaba de fotógrafa en una compañía bastante famosa que trabajaba con todo tipo de famosos, desde modelos de renombre hasta actores conocidos en todo el mundo.
El ser fotógrafa siempre había sido mi sueño, aunque siempre había preferido sacar fotos a paisajes y animales variados, la naturaleza era mi modelo preferida.

Me había vestido corriendo por lo que estaba despeinada y con toda la ropa descolocada, aunque lo que más me preocupaba no era mi imagen en aquel momento...Corría como una loca, casi como si hubiese alguien persiguiéndome. Mi coche se había estropeado y al parecer los autobuses se habían puesto de acuerdo en no pasar nunca cuando los necesitaba así que tenía que aguantarme e ir andando hasta el estudio a pesar de que estaba bastante alejado de mi piso.

Tras una larga caminata por había llegado a mi destino, lo que agradecí enormemente pues por poco acababa desplomándome en mitad de la acera. Entré en el estudio despacio, intentado hacer el menor ruido posible, a ver si tenía suerte y el jefe se había retrasado...

Parecía que no había moros en la costa por lo que me relajé y solté un suspiro de alivio. Todo iba sobre ruedas hasta que me giré después de haber cerrado la puerta. Me encontré con Mr. Choi, que me miraba fijamente, y no es que se tratase de una mirada amigable que sigamos...Puse una sonrisita nerviosa mientras que le miraba a la cara.

-Bu-buenos días señor...Hace una mañana espléndida, ¿no le parece?- aquel hombre me intimidaba, para que negarlo, siempre tan serio y controlado...¿Cómo lo hacía para estar siempre así de tranquilo? Ojalá me lo llegue a contar algún día...

-Vuelve a llegar tarde señorita Seo, ¿qué no la dije que si volvía a llegar tarde tomaría medidas al respecto?

-Lo sé señor pero no era mi intención...Le juro que salí con tiempo de sobra de casa pero no había ni un solo autobús ni tampoco taxis así que tuve que venir corriendo.

-Siempre usa la misma excusa...- al escucharle supe que me había pillado, estaba segura de que en cuanto me vio entrar por la puerta sabía que me había quedado dormida. Me puse mucho más nerviosa cuando se quedó en silencio unos segundos, que a mi me llegaron a parecer incluso días enteros. -Pero como es usted una de mis mejores empleadas no la despediré- estaba salvada, menos mal...No tenía ni idea de como tenía tanta suerte pero lo agradecía mucho, muchísimo. -Claro que tendrá que hacer turnos dobles en compensación a todos sus retrasos hasta la fecha.

-Por supuesto señor, no se preocupe- mostré una sonrisa ya mucho más tranquila, en realidad agradecía que me dise más turnos pues necesitaba el dinero para ayudar a mi hermano con una deuda que tenía gracias al juego excesivo. -Ahora, si me disculpa, voy a ponerme a trabajar duro para redimirme.

Al parecer le gustó mi entusiasmo, al menos eso es lo que me pareció percibir al ver como una sonrisa se dibujaba en su rostro, un suceso muy poco común en referencia a él. Me despedí con una leve reverencia y me dirigí hasta mi despacho, el cual compartía con Im Yoon Ah, una de mis mejores amigas hasta la fecha. Ella ya estaba allí, sentada en su mesa en mitad de la elaboración de un nuevo catálogo de moda. Me gustaba ver como trabajaba, siempre con una sonrisa y sin perder la concentración en ningún momento.

En cuanto escuchó mis pasos levantó la cabeza, que hace un momento estaba semi-escondida tras la pantalla del ordenador de su mesa, y me sonrió amablemente, como hacía siempre. Le devolví la sonrisa y enseguida me coloqué en mi lugar de trabajo, el cual estaba lleno de papeles que debía organizar antes de nada. A pesar de las montañas de papeles, no pude evitar fijarme en la taza humeante de café que se encontraba justo en el centro de mi mesa, seguro que había sido Yoona la que lo había dejado allí para mí.

-Muchas gracias por el café Yoon, en verdad que lo necesitaba- sin poder esperar a que me respondiese cogí la taza y empecé a beber, siempre con cuidado de no quemarme. -Esto está delicioso, ¿cuál es tu secreto? ¿Acaso eres un hada hacedora de café?- ella se rió ante mi comentario, aunque en verdad la veía como un hada, alegre y gentil.

-Ya sabes que no es molestia, te lo hago siempre encantada- cada vez que sonreía me lo contiagiaba, en serio ¿cómo lo hacía? -Siempre le pongo un poco de canela y miel, ¿a que suena rico?- asentí tan rápido y tantas veces seguidas que volvió a reírse.

Dejamos la conversación para la hora de la comida, que ya era el momento de seguir con lo que me había quedado el día anterior. En una media hora conseguí ordenar todos aquellos informes, todo un record personal. Nada más acabar encendí el ordenador y comprobé que había pasado las fotos de la sesión anterior desde la cámara, ahora solo quedaba ver cuales estaban mejor y enviarlas al cliente, pan comido.

16:27 PM ~

Había estado ayudando en el estudio hasta que llegó la hora de que me dirigiese hasta el centro de la ciudad para una sesión de fotos. Antes de nada ordené mi equipo, como hacía siempre. Cogí mi cámara, la cual era mi tesoro más preciado, unas cuantas baterías y tarjetas de memoria suficientes, por si se llenaba la ya puesta. Me despedí de Yoona y caminé hasta el parque del río donde se desarrollaría la sesión. Esta vez si que había salido con tiempo por lo que pude tomármelo con calma, y menos mal porque a pesar de haber pasado ya bastantes horas desde que salí de casa aún me encontraba cansada por la caminata.

Al llegar respiré hondo, me encantaba estar al aire libre en medio de naturaleza y gente pasándoselo en grande. Aceleré un poco el paso hasta que llegué al lugar indicado, donde la modelo ya me estaba esperando. Ya había trabajado en varias ocasiones con aquella chica y se podría decir que nos llevábamos bastante bien aunque nunca habíamos tenido contancto fuera del trabajo, una pena ya que era bastante mona.

-Otra vez te toca aguantarme Joo Hyun, lo lamento por ti- me recibió con una gran sonrisa, como era habitual en ella.

-Ya estoy acostumbrada, no tiene usted por que preocuparse Miss Kim- le devolví la sonrisa encantada.

-Ey, ya te dije que me llamases Tae o tete o lo que te salga en el momento, pero Miss Kim no me gusta- puso un puchero de lo más adorable, casi me abalanzaba a abrazarla como si fuese un osito, era tan mona...

-Vale Tae, ¿empezamos?- asintió enseguida y nos pusimos manos a la obra, si no se nos acabaría haciendo muy tarde.

20:36 PM ~

Como predije desde un principio, la sesión se acabó alargando hasta que la luna hizo su aparición diaria. Las fotos habían quedado fantásticas y nos lo habíamos pasado bien, pues de vez en cuando íbamos gastando bromas y haciendo el tonto, era divertido. Mientras recogía el equipo notaba como Taeyeon no dejaba de mirarme, y con bastante atención.

-Oye Seo, ¿no crees que deberíamos salir por ahí alguna vez? Seguro que sería divertido.

-Si a ti te apetece por mí perfecto, quedamos cuando quieras- ambas sonreímos y nos intercambiamos los números de teléfono. A saber cuando estaríamos libres las dos pero por si acaso ya podíamos contactar la una con la otra.

Un rato después nos despedimos y cada una se fue por su lado. Mientras caminaba me iba fijando en el ambiente semi-nocturno, que me encantaba, sobretodo si además lo acompañaba un lugar tan lleno de verdor como aquel. Decidí quedarme a tomar algo por allí para quitarme el hambre y luego ya volvería hasta el estudio para dejar el equipo a buen recaudo.

Me paré en un puesto callejero durante aproximadamente unos cuarenta y cinco minutos, no sin antes llamar al estudio para comunicar que me retrasaría, así nadie se preocuparía ni por mi ni por el paradero de las fotos de la sesión.

Fui deprisa hasta el estudio, donde no quedaba ya nadie a parte del guardia de seguridad que siempre se mantenía por allí hasta altas horas de la noche. Guardé la tarjeta de memoria de la cámara en uno de los cajones de mi mesa y lo cerré con llave, así estaría a buen recaudo. Me despedí del guarda y me dirigí hasta casa, que ya era hora.

Ya era completamente de noche, de no ser por la luz que proporcionaban las farolas ya me habría caído varias veces, pues no habría visto nada de lo que estuviese frente a mi, y muchísimo menos en donde iba pisando cada vez. Pasé cerca de un grupo de chicos bastante sospechoso pero intenté prestarles la menor atención posible, para no ponerme muy nerviosa.

Di un par de pasos más y cuando quise darme cuenta estaba con la espalda pegada a la pared y con un chico completamente extraño justo delante de mi, y bastante cerca de mi rostro...Me asusté, y mucho, aunque intenté parecer lo menos afectada posible.

-Buenas preciosa...¿Qué hace una hermosura como tú paseando sola a estas horas de la noche? Mejor si te hago compañía...- tenía una sonrisa asquerosa, igual que su cara y su aliento, que apestaba a alcohol. ¿Donde había ido mi buena suerte? Supuse que se me habría agotado...

-Mejor si te vas a dormir la mona y me dejas en paz- intenté sonar fría, seria y, sobretodo, calmada, a pesar de que por dentro estaba temblado como un flan.

-Así que peleona...Me gusta- volvió a sonreír de esa manera tan asquerosa y repelente -Tú y yo nos vamos a divertir mucho juntos...- estaba a punto de meterme mano y yo a punto de darle una patada en sus partes nobles pero cuando quise darme cuenta encontré a aquel tipo tirado en el suelo, ¿qué había pasado?

Levanté la vista del suelo y me fijé en que, casi de la nada, había aparecido una chica de cabello largo y rubio que se había quedado mirando a aquel tío, con bastante mala cara.

-A ver si aprender a tratar bien a los mujeres, maldito borracho...Ya puedes ir largándote si no quieres que te deje sin testículos- mantuvo la mirada fija hasta que pareció entenderlo y acabó marchándose de allí, lo que agradecía enormemente.

Suspiré aliviada -Muchas gracias por tu ayuda, en verdad que me asusté mucho...- me la quedé observando y no me pareció que tuviese mucha fuerza. Si así fuese...¿Cómo había podido con ese chico con tanta facilidad? A lo mejor es que la estaba subestimando... -Por cierto...¿De donde has salido? Ni siquiera te he oído llegar...

Me sonrió enseguida, ¿le hacía gracia lo que había dicho? No le encontré sentido alguno, seguro que sería una loca más...

-No me des las gracias, es mi trabajo...- ¿Su trabajo? Entonces si que me quedé patidifusa, ¿a qué se estaba refiriendo? ¿Acaso era una especie de poli o algo por el estilo? -...¡Por qué soy tu ángel de la guarda!- ¡¿QUÉ HABÍA DICHO?!

-Creo que te has tomado algo en mal estado...Mejor que te vayas a casa y descanses, no vaya a ser que te de algo grave...- comencé a caminar, y bastante rápido, por si las moscas, mejor no arriesgarse nuevamente...

Escuché un ruido muy extraño y me fijé en que una gran sombra pasó sobre mi, ¿a lo mejor era un pájaro? No creía que habitase por allí ninguno tan grande...Me paré en seco en cuanto vi de nuevo a aquella chica justo frente a mi, si que era rápida...Entonces fue cuando me fijé en su espalda pues tenía...tenía...¿¡ALAS!?

-¿¡QUIÉN ERES!? ¿¡QUÉ ES LO QUE ERES!?-

-Mi nombre es Hyoyeon, Kim Hyoyeon; y como ya te dije antes...Soy tu ángel de la guarda, Seo Joo Hyun.

CAPÍTULO 2

Spoiler:
-No puede ser...Seguro que me di un golpe en la cabeza sin darme cuenta y ahora me estoy imaginando cosas...¡Sí! ¡Seguro que es eso!

-Oye, estás empezando a ofenderme...¿¡QUÉ NO ME ESTÁS VIENDO!? ¡SOY MUY REAL!- en realidad no le había quitado la vista de encima un solo segundo, como para hacerlo...

-Pe-pero...¿Cómo es posible? Es demasiado irreal...¿Ángeles? Ahora me dirás que también hay demonios que me quieren hacer ir por el mal camino, ¿no?- para mi "sorpresa", ella solo se limitó a asentir ante mis palabras. Genial, ahora no solo tenía un ángel de la guarda, si no que un demonio también me estaría rondando.

-He podido ver lo que hay en tu corazón y sé que eres una buena persona, no creo que un demonio pueda cambiar lo que ya eres- sus palabras me aliviaron un poco, por muchos ángeles y demonios que pudiesen aparecer, yo iba a seguir siendo la misma.

-Bueno, Hyoyeon- tenía un bonito nombre -¿Qué se supone que tienes que hacer? ¿Seguirme a todas partes para evitar que me meta en algún lio?

-Exacto, en eso consiste mi trabajo- vaya, en verdad no me lo esperaba... -Aunque tampoco te preocupes, no me voy a involucrar en tus decisiones a no ser que vayas con cautela- ¿y eso qué significaba? ¿Qué iba a estar detrás de mi pero que me regañaría si se me ocurría hacer algo malo? Pues lo llevaba claro...

Dado que estábamos paradas en mitad de la calle, encima en plena noche, comencé a caminar hasta mi apartamento que ya no estaba lejos. Iba mirando hacia atrás de vez en cuando, intentando actuar lo más disimuladamente posible, y pude ver como no me quitaba la vista de encima y que ante todo procuraba no alejarse demasiado de mi. Llegamos al piso pocos minutos después y la dejé pasar, a pesar de que me diese vergüenza que viese el desorden que había dejado desde la mañana.

Fui hasta el salón, no sin descalzarme antes, y me senté en el sofá. Vi como ella se quedaba en la puerta del salón, observándome, lo que ya me estaba incomodando bastante, ¿por qué no decía alguna cosa? Parecía una muerta más que un ángel...

-Y...¿Has sido mi ángel desde siempre o es que vais cambiando de persona?- me pareció más lógico que se fueran alternando, la habría visto antes si no lo hacían...¿no?

-Cada persona concreta tiene un ángel concreto desde que nace, pero también un demonio como te podrás imaginar. Si una persona muere, su ángel se reencarna o bien en un humano, en otro ángel o puede que incluso en un demonio o cualquier otra criatura no necesariamente "luminosa"- ¿Reencarnaciones? ¿Más seres que no eran ni ángeles ni demonios? La cosa se iba complicando a cada segundo, ya casi no entendía nada.

-No me puedo creer que me haya metido en todo esto...- me llevé las manos a la cabeza, estaba desesperada, a saber lo que me iba a ocurrir a partir de ahora que sabía que todo esto existía.

Sin darme cuenta, ella se había sentado junto a mi y me estaba...¿abrazando? Al parecer no era tan "muerta" como yo pensaba...

-Oye Hyoyeon...¿Qué estás haciendo?- me sonrojé un poco, en verdad era linda y un abrazo era lo que necesitaba, aunque no esperaba que me lo diese así que...

-Puedo ver en tu corazón y además se notaba que necesitabas algo de cariño. Si te molesta te suelto y vuelvo a mi puerta- reí ante su comentario, la verdad es que me gustaba que alguien supiese como me sentía, era bastante reconfortante. -Ah, llámame Hyo, suena más amistoso que mi nombre completo, ¿no crees?- me sonrió, y casi me derrito, ¿cómo tenía una sonrisa tan pura y reconfortante? Ojalá me contase su secreto...

-Bueno, Hyo...Siendo mi ángel desde siempre, ¿cómo es que solo te me has aparecido ahora?

-Esto...En realidad está prohibido que nos aparezcamos frente a nuestros protegidos, pero era necesario así que...¡Aquí estoy!- lo dijo con una tranquilidad...¿Qué no estaba prohibido? Seguro que iba a meterse en algún lio...¡Y por mi culpa!, nada menos. Sin poder evitarlo comencé a sentirme un poco mal. -Pero no te preocupes, si es en estado de emergencia se nos está permitido aunque...Ahora tendrás que aguantarme diariamente, lo siento.

09:53 AM ~

Me desperté en mi cama algo desorientada, ¿cuándo me había ido a dormir? Es más, ¿cuándo me había puesto el pijama siquiera? Todo resultaba de lo más extraño...Dejando las rarezas de aquel despertar a un lado, me desperecé y tras un par de bostezos fui capaz de levantarme de la cama. Fui hasta el baño y me lavé la cara como unas nueve veces, como era costumbre, y al levantar la cabeza y mirarme al espejo...

Di un brinco enorme, incluso me tuve que sujetar al lavabo para no acabar muerta por un golpe contra el propio objeto.

-¡Buenos días Seo!- mostraba una sonrisa de oreja a oreja, tan alegre desde por la mañana...No pude evitar mirarla mal durante varios minutos, ¡¿acaso quería matarme?! ¿No era mi ángel de...? ¡DIOS! ¡ERA VERDAD TODO! ¡NO HABÍA ESTADO SOÑANDO!

-¡¿SE PUEDE SABER QUE DEMONIOOS HACES?! ¡CASI ME MUERO DEL SUSTO!- me la quedé mirando, esperaba que hubiese soñado todo lo ocurrido la noche anterior, pero ni por asomo, ella estaba allí, justo frente a mi, con una tranquilidad asombrosa, lo que decía que todo era real.

-Lo siento mucho, no era mi intención...- bajó la cabeza y cambió a un tono de arrepentimiento. Genial, ahora me volvía a sentir mal por ella.

Suspiré y me relajé un poco antes de acercarme un poco a ella y esta vez abrazarla yo. Enseguida noté como ella también me abrazada, y con bastante fuerza, aunque no llegó a hacerme ningún daño.

-La próxima vez ten más cuidado, al final nos acabarás matando a las dos si vas de descuidada por la vida- le di un golpecito en la nariz antes de volver a mi cuarto, con una gran sonrisa en los labios.

Busqué en todos los cajones la ropa adecuada, tenía que darme prisa pues pronto se pasaría la hora buena para llegar al trabajo. Me quedé pensando un rato y me giré para mirar a Hyoyeon, que estaba justo detrás de mi, obervándome de nuevo.

-Oye...¿También tienes que venir al trabajo? No creo que les haga ninguna gracia tener rondando a una extraña por allí...

-No te preocupes, me quedaré cerca del estudio por si me necesitas- me sonrió de nuevo y suspiré aliviada, menos mal que no tendría que dar explicaciones de quien era ella y qué hacía conmigo.

Volví a quedarme pensativa y sin poder evitarlo al momento estaba roja, rojísima, como si mi rostro se hubiese transformado en un tomate bien rojo y maduro.

-¿Qué ocurre?- me miró con curiosidad, en verdad estaba linda cuando me miraba de esa manera.

-A-anoche...¿Me llevaste tú a la cama?- asintió como si nada, seguro que no entendía la razón de por qué estaba de aquella manera. -M-me...¿Pusiste el pijama también?- asintió y entonces vi como en ella también aparecia un notable sonroja.

Me dio la espalda corriendo, ahora ambas estábamos nerviosas por la misma razón, que bonito.

-N-no me fijé en nada...¡Te lo juro! Cre-creéme...

Suspiré, mejor no darle más vueltas al tema, ya estaba hecho así que a otra cosa mariposa. Me fijé en el reloj, tenía que darme prisa si no quería llegar tarde otra vez. Cogí la ropa y fui de vuelta al baño, donde cerré la puerta con cerrojo, no quería generar más situaciones incómodas, por lo menos no durante aquella mañana.

Estuve más o menos un cuarto de hora en la ducha, y ojalá que no tuviese que haber salido de allí...Me vestí con rapidez y me sequé el pelo tan solo con una toalla, no hacía mal tiempo así que era poco probable que acabase resfriada por ir con el pelo mojado. Me até el pelo en una coleta larga y salí del baño tranquilamente. Ella ya me estaba esperando en la entrada para marcharnos, lo que agradecí, así nos ahorraríamos bastante tiempo.

Salimos del apartamento tranquilamente y caminamos en silencio durante unos minutos hasta que Hyoyeon rompió el silencio, que ya empezaba a resultar un poco incómodo.

-Me gustó la sesión del otro día, ¿qué tienes hoy?- estaba claro que aunque no la hubies visto hasta ayer por la noche ella me había estado observando todo el tiempo. Pensar en lo que tendría que conllevar ir siempre detrás de alguien para procurar que no le hagan daño a dicha persona me hacía pensar también en la poca vida privada que se tendría.

-Hoy tengo que enviar las fotos de la sesión y por la tarde tengo que ir hasta las afueras para sacar las fotos de un reportaje sobre una actriz.

-Suena interesante- sonrió de nuevo -Habrá que darse prisa para que no se te eche todo encima, que seguro tienes más papeles que ordenar- asentí y ambas aceleramos el paso, ya casi era la hora de entrar al trabajo.

Nada más llegas, entré en el estudio tranquilamente, al fin llegaba a mi hora aquella semana así que no tendría que pasar por otra regañina. Antes de entrar miré hacia atrás varias veces, Hyo me dijo que se quedaría cerca por si necesitaba ayuda o si estaba en peligro pero no estaba del todo segura de si lo mejor era dejar que se quedase fuera. Me quité el asunto de la cabeza y me puse a trabajar enseguida, no había tiempo que perder.

22:37 PM ~

Se hizo de noche sin que me diese cuenta, el reportaje se había alargado bastante más de lo que esperaba, y yo todavía sin coche...Al menos Hyoyeon estaba conmigo y la caminata me resultaría bastante más amena.

Hablamos durante todo el camino, era bastante entretenido hablar con ella ya que tenía muchas preguntas y ella siempre me contestaba sonriente y a veces con alguna broma de por medio. Sentía como que había encontrado una buena amiga con la que podía hablar de todo y siempre que quisiera, era genial sentirse así...

Al pasar por la calle de la noche anterior encontramos al mismo tipo pero, esta vez pude ver como salía corriendo en cuanto la vió. No pude evitar reírme, ahora seguro que no se nos acercaba nunca, eso me alegraba mucho. Para demostrarle mi agradecimiento la miré con una gran sonrisa, aunque pensé varias veces en abalanzarme sobre ella para abrazarla.

-Si vas a quedarte conmigo tendrás que dormir en el sofá...Si lo hubiese sabido habría alquilado un piso con alguna otra habitación.

-No te preocupes, los ángeles somos como los vampiros, no dormimos, pero para poder vigilar a nuestros protegidos a cualquier hora del día. Hay personas que se quedan despiertas hasta las tantas así que es muy práctico- no me imaginaba como sería el no dormir, supuse que bastante duro...Aunque claro, si había nacido sin esa necesidad como que no importaba mucho.

-Mientras no hagas mucho ruido y no me mires como una psicópata mientras esté durmiendo no habrá problemas- las dos sonreímos, parecí que estábamos de acuerdo.

Ya habíamos llegado al portal cuando me pareció que alguien me estaba mirnado, ¿sería aquel tipo que no se había conformado con la paliza que le dió Hyo la noche anterior y venía a por más? Giré un poco la cabeza y miré disimuladamente hasta el final de la calle donde me fijé en una chica alta y delgada que estaba apoyada en un muro, mirando hacia aquí. Su mirada era seria, algo fría y, sobretodo, seductora, o al menos eso me pareció. Me sonrojé cuando noté como me sonreía, ¿qué estaría haciendo esa chica allí a esas horas de la noche? Cualquiera lo sabía, aunque algo me decía que pronto iba a saber de ella, estaba casi segura...

05:36 AM ~

Estaba inmersa en un profundo sueño, en un tranquilo y hermoso sueño...Hasta que el sonido de la puerta me despertó, ¿quién había llegado? Nadie tenía la llave además de yo así que suspuse que Hyoyeon le habría abierto a alguien, pero la cuestión ahora era...¿A quién? Me desperecé y me levanté con algo de dificultad de la cama, era demasiado temprano...

Fui despacio hasta el salón mientras que restregaba los ojos e intentaba no darme contra ninguna pared o cualquier mueble que pudiese haber por medio.

-Ey Hyo, ¿quién ha venido?- me apoyé en la puerta y busqué el interruptor de la luz con la mano. Cuando encendí la luz me quedé mirando hacia el sofá, donde se encontraba Hyo, pero había alguien más... -¿Q-qué e-está pasando?- reconocí enseguida a la chica que había visto hacía unas horas en la calle aunque me hubiese gustado verla mejor en otras circunstancias...

Aquella extraña chica estaba tirada en el sofá, boca arriba, y Hyo...Hyo estaba justo encima de ella...¿Qué narices estaban haciendo? Eso no me importaba, en realidad sí, pero lo que más me interesaba saber era, ¿por qué tenían que hacer sus cosas en MI sofá?

-¡E-esto no es lo que parece en absoluto!- me miró, bastante nerviosa, y algo me dijo que estaba siendo sincera pero...¿Cómo entonces habían llegado a estar en esa postura? Me fijé en como la otra chica se levantaba un poco y me miraba, con una sonrisa pícara que me hizo sonrojar, como la otra vez...

-Al fin podemos hablar Seo Joo Hyun...- ¿Otra que sabía mi nombre así porque sí? Esto ya empezaba a ser realmente raro... -Soy Yuri, tu demonio personal- sonrió de una forma extraña...¿En serio había dicho que era...MI DEMONIO?!

Decidí escribir este fic para Soshi Addicts, que allí hay muchos y como me gustó la trama que se me ocurrió y tal voy a ir dejando los caps y todo eso por aquí <3 Iré editando este mensaje con cada capítulo nuevo ~ A ver si este lo acabo xDD


Última edición por masquerade. el Dom Mar 16, 2014 8:46 pm, editado 1 vez
avatar
masquerade
uploader.
uploader.

Femenino Mensajes : 922
Edad : 19
Localización : en algún lugar de la tierra ~

Ver perfil de usuario http://cheondan-eo.blogspot.com.es/

Volver arriba Ir abajo

Re: {HyoSeo} Angel's Place {01/??}

Mensaje por sooyeon. el Dom Mar 16, 2014 8:46 am

Waa Me gusto Enserio que me gusto y mas cuando vi que era HyoSeo mi couple favorita, Ya quiero ver el segundo capitulo.

____________



Clubs & EH♥️:

avatar
sooyeon.
admin.
admin.

Femenino Mensajes : 588
Edad : 17

Ver perfil de usuario http://generacionkpop.com/

Volver arriba Ir abajo

Re: {HyoSeo} Angel's Place {01/??}

Mensaje por masquerade el Dom Mar 16, 2014 8:48 pm

sooyeon. escribió:Waa Me gusto Enserio que me gusto y mas cuando vi que era HyoSeo mi couple favorita, Ya quiero ver el segundo capitulo.

Me alegra de que te haya gustado Karen <3 Intentaré actualizar de seguido :3
Ya está el capítulo 2 disponible para que lo leáis ♥ ¡DISFRUTADLO!
avatar
masquerade
uploader.
uploader.

Femenino Mensajes : 922
Edad : 19
Localización : en algún lugar de la tierra ~

Ver perfil de usuario http://cheondan-eo.blogspot.com.es/

Volver arriba Ir abajo

Re: {HyoSeo} Angel's Place {01/??}

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.